fbpx
Cuentos Lo que nadie se imagina 

Lo que nadie se imagina 23

Orlando Silva juega con sus dedos mientras aguarda la respuesta de Consuelo Rojas, la mujer que justo hace cinco minutos acaba de recibir un peluche ridículamente grande como romántico en plena Avenida Abancay. Uno que otro curioso se acerca para ver el desenlace de la escena. El silencio incrementa la tensión en la mente del pobre Orlando. “Cómo chucha no fui un avestruz para enterrar mi cabeza”, se dice así mismo en su mente para calmar un poco las cosas. Ella abre la boca. Va a hablar… “Siempre te dije…

Leer más
Cuentos 

Lo que nadie se imagina 22

“¿Estás despierto? Hazme el favor de acompáñame al baño que está todo oscuro”. Galileo Souza sabía que no hacía falta estar despierto para acatar las órdenes de su galletita de chocolate, su bien amada Doña Meli, a tan altas horas de la madrugada, porque bastaba un minuto de silencio para que ella -con sus piernitas arrugadas pero potentes- lo empujaran hasta el suelo. O se despertaba a las buenas o lo despertaban a las malas, no había pierde. A pesar de que se trataba de un favor, a Doña Meli no se…

Leer más
Cuentos 

Las desopilantes aventuras de Ray Dhrama

Recuerdo el día que llegó este chiquito a mi tienda. Una cara de cojudo tenía. Llevaba unos lentes negros, algo gruesos para la carita que tiene y una ropa muy casual, parecía un bebé grande. ¡Toda una caricatura mal hecha! ¿Como me dice? Sí, claro que lo recuerdo. Creo que vino a mi local en busca de algo hace unos dos días, no recuerdo precisamente la hora, pero lo que me dijo sí que nunca lo olvidaré. Estaba paradito allí donde estás ahora, al otro lado de la reja, y…

Leer más
Cuentos 

Como en el fútbol

Te vi llegar desde la avenida y tu belleza me atravesó el alma desde lo lejos, como alguna vez lo hizo Asmir Begović con su golazo desde los 91.9 metros contra la valla del Southampton F.C. en 2013. Trataba de esquivarte la mirada a punta de gambeta de cuello, pero siempre tú tan directa como los tiros de Cristiano Ronaldo: potentes y al ángulo de los rabillos de mi ojo. Ya estabas muy cerca como para prepararte una sorpresa y tú me atajaste la jugada como Cláudio Taffarel. Me quedé helado…

Leer más
Cuentos 

Antípoda

Un día caminando de cabeza sobre el cielo, te encontré paseando a tus peces sobre la arena. Estabas justo frente a mí de cabeza y yo de cabeza frente a ti, ambos pisando nuestra propia Tierra como si fuésemos habitantes de dos canicas que están muy próximas entre sí. Nos miramos como sujetos extraños, pero con cierta esencia que solo dos extraños sienten cuando creen que hay una pizca en común entre ambos. Te tendí la mano para besarte los nudillos y tú me recibiste con la planta del pie.…

Leer más
Amor Poesía 

Las noches pupila

Ahora que vivo entre cuatro paredes blancas, parece ya un recuerdo el sueño de haberte visto la última vez, desnuda a contraluz desde tantas ventanas y cada una con un sol distinto según las distintas horas de la mañana, de la tarde y del amor que se acurruca siempre de noche. Te cuento que aquí todo anda bien en la medida de lo posible. Aún me visitan mis seres queridos que ya casi ni me quieren, suelo tener citas con las agujas que cada vez me hacen doler menos el…

Leer más
Cuentos 

Lo que nadie se imagina 21

Conversación en Tinder (05/11/2017): Ella: ¿Cuándo nos vemos? Él: Este fin de semana estaría perfecto. Ella: Pues me parece perfecto, tengo tantas cositas por hacerte… Él: Cosas como… Ella: Cosas ricas. Él: Adelántame un poco para saber, pues. No me dejes con la intriga… Ella: Lo que se me antoja ahora tirar en la calle, ¡que nos vean haciéndolo! Eso y que me ates de las manos, que sea así tu esclava sexual y hagas lo que quieras conmigo. Podemos sumarle algo de música de fondo y también grabarnos para…

Leer más
Cuentos 

Cómo saber si tu pareja está en Tinder

Clodovea Sifuentes no podía embriagarse hasta las últimas en la fiesta de Año Nuevo sin antes resolver una simple pregunta: ¿mi enamorado está en Tinder? Dispuesta a desenmascararlo en medio de todos sus amigos y dar cuenta que ese hombre no mereció cada día de su vida  por dos largos años, Clodovea se ofreció a cuidar el celular de su novio mientras este se emborrachaba con los amigos en la casa de playa que alquilaron en Cerro Azul. Él se lo entregó sin chistar sabiendo de antemano que el dispositivo…

Leer más
Lo que nadie se imagina 

Lo que nadie se imagina 20

“¡Pero en qué mierda estabas pensando!”. Si Don Seferino hubiese recibido un sol por cada vez que escuchó esta frase, sin duda alguna sería el hombre más adinerado del Perú. De hecho, yo hubiese aportado como 367 soles a esa hipotética fortuna teniendo en cuenta que fui muy severo con él al darme cuenta de una historia tan romántica como cojuda. Pero eso depende… Siempre depende quién escucha las historias de alguien para juzgar las decisiones que solo se hacen una vez en la vida; decisiones que de alguna manera…

Leer más
Lo que nadie se imagina 

Lo que nadie se imagina 18

Nathallies viste santos en una vieja iglesia de su Puerto Rico. No es broma, en realidad tiene ese oficio. Lo curioso es que estaba soltera -pretendientes nunca le faltaron- cuando aceptó el singular trabajo de diseñar los trajes de las estatuas que adornan el santuario. Eso sí, ella no es muy religiosa que digamos, pero el ingreso extra cae excelente cada fin de mes. La chambita le duró un par de meses hasta que cierta tarde recibió un mensaje por WhatsApp. No daba crédito a lo que leía. Una vieja…

Leer más