Reflexiones Sexo 

‘Bar Canadian’, las joyitas de Miraflores

Recuerdo haber entrado al Bar Canadian, ubicado debajo de la joyería Murgia en el parque Kennedy de Miraflores, por solo curiosidad. Creí haber entrado al lugar indicado para matar la noche, pues habían varias chicas sentadas en sofás pequeños de color negro en medio de un salón de puros espejos. Estaba acompañado por dos amigos, así que no había razones para pelearse por una fémina. Sin embargo, nada era lo que parecía. No se trataba de suerte, sino de un negocio basado en la compañía femenina sin sexo pactado. En…

Leer más
Reflexiones 

Trapiche, Gótica, Aura… ¡La misma vaina!

Ahora sí lo puedo confirmar con todas sus letras. A lo largo de mi vida he visitado distintas discotecas, desde las más improvisadas hasta las más exclusivas de Lima, y llegué a la conclusión de que NO nací para divertirme en ellas. Mi última visita a ‘Aura’ en Miraflores sentenció mi veredicto sobre los supuestos lugares de diversión para mis contemporáneos. Me faltaba asistir a ese último bastión para que los más ‘toneros’ no me digan después que no fui a buenas discos. Bueno, ya está, las discotecas me parecen…

Leer más
Reflexiones 

No fue un sábado cualquiera en Sargento Pimienta

No fue un sábado cualquiera en Sargento Pimienta cuando una mano presuntamente desconocida tocó mi hombro para recordarme el frío de las alturas y el embriagador soroche de una pasión extinguida por el olvido. O, por lo menos, del recuerdo inmediato cuando tan bella dama se me acercó a saludarme mientras la memoria se esforzaba en reconocerla. Tuve que fijarme en algún detalle, algo característico que revele su identidad. Mírate al espejo. Si nos hubiéramos conocido en otro contexto ni me besarías. No te rías, mis besos no son tan…

Leer más
Psicología Reflexiones 

Mirar a alguien hasta el rabillo del ojo

Camino al trabajo trato de ver siempre a los ojos a las personas que se cruzan en mi camino, más aún cuando se trata de alguna joven muy linda. El motivo no es para nada sexual, sino un juego tonto de saber hasta que punto puedo robarme la mirada de esa persona. Si ella, quien pasa delante de mí, me mira hasta el rabillo del ojo es porque tuvo éxito en un 100%, pero si el contacto dura apenas un parpadeo, pues fue un fracaso. Realmente no se gana nada,…

Leer más