fbpx
futbol-lionel-messi-cristiano-ronaldo-soccer-cr7-deports-psicologia-filosofiaArtículos Reflexiones 

Sobre el fútbol y por qué el “mejor de todos” no debería estar con los mejores

Tengo la suerte de trabajar en un medio dedicado a los deportes, a pesar de que no esté familiarizado con ninguno de ellos. Y sí, digo suerte, porque así tengo mayor relación con aquellas cosas que desconozco, pero siempre cae bien tener una idea al respecto. O como diría Michael Corleone en ‘El Padrino’: “Mantén a tus amigos cerca, y a tus enemigos aún más cerca”. Todo sea para salirse de la zona de confort y desarrollarse profesionalmente.

Una de las cosas que siempre me llamaron del fútbol es la lógica de ser el mejor. Cuando una persona es buena haciendo cualquier cosa, lo más probable es que sea solicitado por las mejores empresas del mercado. Eso sucede siempre y en todos los campos, incluso en el fútbol donde los grandes clubes buscan jóvenes talentos para desarrollar su máximo potencial y ganarse así una buena cantidad de dinero y competencias internacionales.

Los buenos siempre estarán en el club de los buenos. Lionel Messi es tan buen jugador que está en uno de los mejores equipos del mundo. Lo mismo sucede con Cristiano Ronaldo en la Juventus, Kylian Mbappé en el PSG y así tantas otras estrellas del balompie.

Mi gran inquietud es la siguiente: si los mejores jugadores del planeta están reunidos en un club, ¿para ser el mejor de todos no se debería jugar en el peor club posible para enfrentarse, precisamente, a esos excelentes jugadores que Messi, CR7 y compañía tienen por colegas?

Se supone que el mejor del mundo debe enfrentarse a los mejores, no tenerlos por colegas para vencer a los segundos o terceros mejores del fútbol internacional. Es cierto que este es un deporte en equipo, por lo que hay que estar rodeado de los más competentes para lucir el mejor talento posible; sin embargo, asumir las fallas de los colegas, llegar a recuperar ese pase impreciso o exigirse aún más por culpa de la descoordinación de los compañeros tiene un mérito extra.

En resumen, el mejor del mundo es quien soluciona, quien busca salirse de su zona de confort para exigirse aún más. ¿Piensan diferente? Ciertamente, no soy un gran aficionado del fútbol, pero me gusta debatir sobre estas singularidades del mercado deportivo.

Foto: RickDikeman – Wikimedia Commons. Bajo licencia de Creative Commons

Te puede interesar

¿Algo que comentar?

A %d blogueros les gusta esto: