fbpx
cuento-corto-ficcion-lo-que-nadie-se-imagina-38 Cuentos Lo que nadie se imagina 

Lo que nadie se imagina 38

Era un día de mierda cuando Camilo Ugarte entró a una tienda de electrodomésticos minutos antes de que cierre. “Quiero esos cuatro televisores”. Miró su reloj algo apurado. Aún no era de noche. Sabía que estaba con el tiempo en contra. No la pasaré solo… No la pasaré solo… No la pasaré solo… Mientras esperaba por la entrega de su orden, Camilo ordenó un taxi con dirección a su pequeño departamento en Lince. Camilo sonrió al ver que la unidad llegó al mismo tiempo que sus televisores estaban listos para…

Leer más
cuento-corto-lo-que-nadie-se-imagina-33 Amor Cuentos 

Lo que nadie se imagina 33

Una tarde cualquiera en la esquina donde todas las cosas pasan… -Hola. Tiempo que no te veo… Mierda, ¿por qué chucha apareciste? Justo cuando el día estaba tranquilo. -Hola, pues sí. Tú sabes, continuando con mi vida… ¿Que no me ves? Si como cojudo apareces en toda la gente que ve mis Stories en Instagram. -Me alegro, en serio… La verdad es que no. Me enteré que te metiste con un imbécil. -Pues sí, todo anda sobre ruedas… Si supieras que me metí con un pobre imbécil. -¿Cómo anda la…

Leer más
amor-cuento-lo-que-nadie-se-imagina-31 Cuentos Lo que nadie se imagina 

Lo que nadie se imagina 31

Amaranta… Aún recuerdo la última vez que te vi a los ojos, aunque nunca te alejaste de mi lado. Sucede que las desgracias nunca avisaron cuándo sería el momento que mis ojos dejaron de funcionar desde aquel accidente, justo horas después de haberme despedido con un beso en tu frente. Fue duro para ambos. Te escuchaba llorar, aunque no podía verte nunca más. Te imaginaba a oscuras, porque desde aquella noche, la noche se hizo oscura para toda mi vida. Trataba de consolarte. “Al menos estoy con vida”. “Al menos…

Leer más
cuento-lo-que-nadie-se-imagina-30 Cuentos Lo que nadie se imagina 

Lo que nadie se imagina 30

Eran las dos de la madrugada del domingo cuando Antonio Segovia tocó la puerta de mi casa. Lo hice pasar sin cuestionarle por la hora. No sé por qué no lo hice. Quizá necesitaba andar con alguien para vencer al insomnio y la mala noche. Saqué un par de cervezas, nos sentamos en el sofá y encendí el televisor para distraernos un rato con cualquier cosa. No me animé a preguntar por el motivo de su visita. A veces es mejor escuchar a alguien cuando ésta simplemente habla, no cuando…

Leer más
El avezado delincuente de lo impensable Cuentos 

El avezado delincuente de lo impensable

Eran las cinco de la tarde cuando Fabián Jara, alias ‘Sabelón’, abordó uno de los tantos buses que transitan por la avenida Abancay. “Un día más de trabajo”, pensó mientras sacaba de su morral una pistola calibre 25. Con un par de mierdas y carajo se ganó la atención del público. Todos guardaban sus celulares, escondían las billeteras, se metían las monedas en los bolsillos, se guardaban los anillos en las medias… Todo el mundo ocultaba como podía lo poco de valor que uno exhibe -no sin cierto temor- en…

Leer más
Pasar año nuevo Cuentos 

Pasar Año Nuevo

La arena entre los dedos, un sabor a licor en la boca, en la asquerosa boca que podría besar a una desconocida en menos de lo que tarda la resaca. Año Nuevo se trata de calmar el instinto de supervivencia con las latas de atún, dormir con arena en los labios, secándose por la sal y la saliva. Esa fecha es, para bien o para mal, buscar desesperadamente condones perdidos en la arena, como salvavidas en un mar turbio llamado responsabilidad. La noche de Año Nuevo fue, o es, entretenerse…

Leer más
Confesiones Cuentos 

Confesiones

Casi nunca las hago, porque me considero una persona directamente indirecta cuando quiero decir las cosas. Las maquillo, las hago un enigma para que el desentendimiento sera mi vía de escape a lo que pienso, a lo que quiero decir, pero que resulta ser hostil. Y bueno, qué decir, entonces. ¿A qué todo esto? Bueno, hay cosas de las que debo confesar que me desagradan. Es público, pienso, que quienes odio son los nazis, neonazis y protonazis. También odio los Nextel, los racistas y, mis favoritos, los cristianos. Los odio,…

Leer más
Apocalypse Now Cuentos 

Apocalypse Now

-Saigón… No sé dónde desperté, en qué cuarto de hotel barato en alegría, en qué zanja llena de vietnamitas muertos donde apesta la vida y se fecunda la muerte. Pues no sé si saldré de esta ciudad bombardeada de mierda, si el fusil armado de espinas degollarán al enemigo, en su corazón pétalo de rosa. Dónde ir… guerra hay más allá de la guerra; la paz, el tiempo suficiente para repensar un contraataque. ¿Qué más hacer que hacer nada? ¿Por qué sobrevivir en guerra si se muere por vivir? Quiero…

Leer más
El besucón de la avenida Arequipa Cuentos 

El besucón de la avenida Arequipa

Ramiro Zapata Morales, alias ‘El Besucón’, fue capturado por la policía la noche de ayer en Miraflores, luego de haber abordado a su última víctima en la cuadra 39 de la avenida Arequipa. Fue ella quien dio aviso a la policía tras haber sido violentada por Zapata quien -con arma en mano- se limitó a robarle un beso. “Vino hacia mí cuando estaba en el paradero. Puso el arma en mi espalda y me dijo que me quedara callada. En eso me ordena dar la vuelta y me dio un…

Leer más
Estado soltero Cuentos 

Estado: soltero

Son estas horas de la madrugada (3.24 AM.) en que uno se pregunta si ser soltero refiere implícitamente a la soledad. Y no es que lo diga, porque la noche provoque deseos lujuriosos, sino en el sentido sencillo de la realidad. Son momentos como estos, cuando los hombros se me tensan de tanto escribir y el frio hiela mis pies, en que uno tiene las ganas de tomar un cafecito con aquella chica a quien quise por enamorada, pero las cosas no salen como uno las desea. Y así detallaría…

Leer más